2 de octubre de 2022

El cajón de Lady Pepa

Fotógrafa de prensa

¿Vacaciones?… En Las Rozas Village el mejor place to be de Madrid

Hacer una visita a Madrid siempre es un placer porque la capital de España nos ofrece un abanico de actividades de todo tipo donde es imposible aburrirse… museos, terrazas, parques temáticos, musicales, fiestas varias, recorrido por el centro, etc. etc. y compras que ¡estamos en época de rebajas! O sea que vamos a dejar la cultura para mejor ocasión y a centrarnos en renovar nuestro armario, que la moda también es cultura… ¿O no?

Puede parecer que es una aptitud superficial… pero es que lo de Madrid es casi una provocación para los amantes de la moda, porque ofrece una gran cantidad de tiendas de todos los estilos. Y por si fuera poco a menos de 30 minutos del centro de la capital está Las Rozas Village uno de los once Villages de The Bicester Collection distribuidos por Europa y China, y es muy fácil llegar (bus, tren, taxi o coche privado). Así que una visita al  Village es el plan perfecto para escapar de la ciudad y disfrutar en el mejor place to be de Madrid.

Además, este verano el Rozas Village ha preparado para nosotros #1000planes para vivir un verano sin fin con un montón de propuestas definitivas: Podemos encontrar además del mejor shopping unas exquisitas propuestas gastronómicas, cócteles, música en vivo, etc. etc. para alargar la jornada de compras y picar unas tapas o cenar al fresco en buena compañía, especialmente de jueves a sábado, cuando los restaurantes del Village estarán abiertos hasta pasada la medianoche.

Pero hemos venido de shopping, así que centrémonos en encontrar todos los looks necesarios para disfrutar de la estación más cálida, en la ciudad, en la playa, en el campo o en un destino secreto. Y aprovechemos para descubrir las más de 100 boutiques de las mejores marcas nacionales e internacionales, entre las que destacan novedades como Castañer o Gerry St. Tropez, Ba&sh o Textura y aprovechar los descuentos de hasta el 70% sobre el precio original que nos ofrecen nuestros diseñadores favoritos.

Pero además de propuestas de moda irresistibles, el Village ha preparado tres terrazas donde hacer del tardeo un estilo de vida: La Summer Terrace by Arzábal, la terraza mirador con la mejor puesta de sol de Madrid, será una parada obligatoria para no perderse los últimos rayos de luz y degustar exquisitas propuestas gastronómicas.

El Grupo Arzábal lleva a Las Rozas Village un concepto fiel a su sello: ofrecer un producto de máxima calidad en un ambiente disfrutón. En esta ocasión, dos food truck ofrecen bocadillos gourmet, como el brioche de torrezno o steak tartar, el cubanito, el mollete de paleta ibérica o el croque monsieur, además de raciones, con sus imprescindibles croquetas de jamón ibérico, ensaladilla rusa, ceviche de corvina o la refrescante sopa de tomate con sorbete de lima, entre otras delicatessen. Y, para terminar, nada mejor que un dulce, como una empanada de Nutella

Mentidero Sal y Brasas es sinónimo de momentos especiales y reuniones inolvidables con familia y amigos disfrutando de una cocina moderna, de mercado, con brasas y en espacios únicos, como su restaurante del Village y su espectacular terraza, un oasis de exuberante vegetación donde relajarse y encontrar platos de raíz mediterránea y las especialidades de parrilla, propuestas sanas y de tendencia, para desayunar, comer o cenar (de jueves a sábado).

Y un clásico ya del Village, el restaurante de la chef Cristina Oria, donde degustar una carta de platos sofisticados, como su famoso foie mi cuit, o dulces imprescindibles, como su bizcocho de limón, o su refrescante limonada, bajo una agradable pérgola entre árboles y rodeado del mejor ambiente.

Pero el arte y la moda se funden en un íntimo diálogo que vuelve a tomar protagonismo este verano con la colaboración entre Las Rozas Village y el Museo Nacional Thyssen-Bornemisza con motivo de la exposición Alex Katz que los visitantes pueden contemplar en una pantalla de gran formato que trae la exposición virtualmente a los bulevares del Village.

The Bicester Collection y The Smiley Company se embarcan en una misión compartida, con motivo del 50º aniversario de la icónica firma, crear una edición limitada Smiley DO GOOD para lo que ha contado con la participación de algunos músicos, artistas y marcas con más influencia en los 11 Villages  de The Bicester Collection. Los productos se venderán a través de quioscos amarillos y boutique temporales que difundirán un mensaje de positividad, generando sonrisas y construyendo futuros para mujeres y niños en beneficio de Make-A-Wish® o lo que es lo mismo “Pide un deseo”.

Las Rozas Village apuesta por apoyar el talento, en esta ocasión colaborando con la escritora de graffiti  barcelonesa Iam Laia que ha participado en este proyecto decorando con su personal visión los quioscos de la sonrisa. La artista ha creado escuela en el ámbito femenino del graffiti y en su modo de vida y su lucha personal por romper los esquemas que nos rodean, también hará realidad la ilusión de las niñas y los niños con los que trabaja la fundación Make-A-Wish®, creando una obra de arte en el Village en forma de muro colaborativo, para que puedan expresar toda su creatividad, como parte de la terapia para mejorar su estado.

Ya veis en el outlet de las Rozas no solo podemos comprar ropa o complementos varios, también visitar sus tiendas de decoración, cafeterías, restaurantes o disfrutar de actividades solidarias y arte, o contratar los servicios de un personal shopper. También hay zonas de bancos, wifi gratuito, centro de información turística, parking gratuito, etc.

Está abierto desde las 10 de la mañana hasta las 21 horas, a excepción de los sábados, que cierra a las 22 horas Los días 24 y 31 de diciembre con horario reducido de 10 a 19 horas. Los únicos días que el centro comercial está cerrado son el 1 y 6 de enero. Fotos: Las Rozas Village

Web | + posts

El Cajón de Lady Pepa, es un espacio donde caben noticias de cualquier ámbito. En está página hablaré de temas que para mi sean interesantes al margen de si son o no actualidad. Es mi espacio, y quiero que sea un reflejo de lo que me apasiona, de lo que me molesta y lo que me sorprende. Me interesa la moda, me gustan los viajes, pero sobre todo admiro a las personas que con sus ideas e iniciativas ayudan a crear un mundo mejor.