17 de junio de 2024

Eudaimonía

Travel, Fashion, Beauty, Culture, Lifestyle… by María José Rasero

Tamara e Iñigo, han roto. Que levante la mano….

Tamara Falcó e Iñigo Onieva han roto, parece que hablemos de miembros de nuestra familia pero es que a base de verlos en los medios de conocer sus vaivenes y desde la simpatía que despierta “la marquesita” es como si fueran algo nuestro. Es lo que tiene ser personajes tan mediáticos…

Voy a empezar este… No sé ni cómo llamarlo… Pero, sí sé lo que le diría a Tamara, primero que ¡adelante! Porque cuando creemos que todo va bien, la vida se encarga de darnos golpes inesperados y solo nos queda afrontarlos… Y, quizás insistiría en esa frase tan manida, no por ello menos reconfortante, que nos dicen a todas en momentos de desamor: “Tu te mereces a alguien mejor”… Y también… ¡Niña! Ni se te ocurra meterte a monja… que Iñigos hay muchos. Pero… Lo que le repetiría, una y mil veces, que se deje llevar por el corazón y que si, aún en contra de la opinión de todos, ella siente que tiene que volver con él, pues que vuelva.

Porque…

Que levante la mano quien no ha disculpado una infidelidad o la disculparía estando enamorado (a mi no me gusta la palabra perdonar, eso solo lo puede hacer Dios),

Que levante la mano quien no se ha hecho el “loco” cuando intuye que su pareja podía estar coqueteando o flirteando con otra persona porque prefiere no darse por enterado que en esa actitud hay desamor…

Que levante la mano quien no se ha encontrado en la situación de vivir en pareja  con su mujer, su novia, o el tipo de relación que sea y sienten que su mente y corazón vibran por otra persona y no se separan por cobardía.

Que levante la mano quien no ha renunciado alguna vez al amor para seguir con alguien que no ama, por no arriesgar una zona de confort, unos negocios conjuntos,  un status social, que le aportan cosas materiales o un qué dirán la familia y los amigos (en casos de personas muy conservadoras)

Que levante la mano quien, estando enamorado, y fijaros bien que digo estando enamorado, muy enamorado, no es capaz de tragarse su orgullo por seguir estando con su pareja, aun sabiendo que en según que circunstancias se engaña a sí mismo.

Que levante la mano quien no conozca a algún que otro padre de familia que no soporta a su mujer, que vive inmerso en la rutina que cuando sale de sus casa va de libre por la vida, y cuando se enamora de otra mujer en vez de afrontarlo decide poner tierra de por medio y “desaparecer” para evitar enfrentar sus sentimientos, pero después cuando nadie le ve vive una vida paralela tirando de portales de ligoteo y señoras varias que le cuestan un pico.

Yo levanto la mano para apostar por el amor auténtico, por las parejas que están juntas solo y únicamente porque se quieren de verdad, porque compartir tu vida con alguien solo está justificado si existe amor, todo lo demás son intereses que se caerán con el tiempo porque crean en el alma un vacío insoportable.

Yo levanto la mano para decirle a Tamara Falcó que no perdone a Iñigo Onieva, porque en casos como éste si una persona en capaz de traicionarte en los primeros tiempos de la relación que es la etapa más bonita y romántica del mundo, cuando vibras solo con mirar a tu pareja, cuando no puedes separarte de ella porque la necesitas casi para respirar, cuando te crees protagonista de un cuento de hadas y tus expectativas tocan el cielo… ¿Cómo es posible que te traicionen?

No, Tamara no puede seguir adelante porque si ha sucedido esto es porque en esa relación ha fallado algo. Y… Sí pueden sentarse y hablar e intentar arreglar la situación porque las personas nos equivocamos, pero quien no se equivoca es el corazón y ese chico Iñigo, en ese vídeo donde besa a otra mujer, demuestra que no la ha querido lo suficiente, que no la quiere lo suficiente. Yo creo que una situación como ésta es para llorar y llorar y llorar, pero no para disculpar (yo que soy de justificar la mayoría de situaciones de la vida).

Pase lo que pase con esta parejita en el futuro, quizás el peor “pecado” de Iñigo es que no ha tenido la suficiente entidad para no faltarse al respeto a sí mismo, porque para mi Onieva le ha faltado el respeto a su novia, pero sobre todo a él mismo… Porque te faltas al respeto cuando vives una situación y deseas otra y parece que a este chico lo que de verdad le gusta es “vivir la vida”. Entonces… ¿Dónde está el problema? Vive… pero no tengas novia si no tienes la capacidad de ser leal.

Lo de Iñigo lo hace mucha gente que lo quiere tener todo… Pero es que muchas mujeres y hombres queremos tener relaciones en las que nos den “todo o nada” .

Sabéis una cosa… Yo apostaría por Iñigo si después de su infidelidad, al volver a casa, le hubiera dicho a Tamara: “Oye me he liado con una chica”. ¡Hablemos!. A eso se le llama ser valientes y afrontar nuestras acciones. Fotos: AgenciaS y El Hormiguero

Visitas: 0

Maria José Rasero periodista
 | Web

El Cajón de Lady Pepa, es un espacio donde caben noticias de cualquier ámbito. En está página hablaré de temas que para mi sean interesantes al margen de si son o no actualidad. Es mi espacio, y quiero que sea un reflejo de lo que me apasiona, de lo que me molesta y lo que me sorprende. Me interesa la moda, me gustan los viajes, pero sobre todo admiro a las personas que con sus ideas e iniciativas ayudan a crear un mundo mejor.